30 noviembre 2015

Irse de Glamping


Desde que he descubierto el término GLAMPING no puedo remediarlo, me chifla.
Siempre he sido yo muy de tienda de campaña, pero mucho. 


Y de saco de dormir, de hecho si pasan meses sin que duerma en uno por razones de obligado cumplimiento,soy capaz de dormir alguna noche en saco sin dolor, con gusto.


 Pero es que esto del Glamping es que se me ponen los ojos con chiribitas ¡qué maravilla! Camping + Glamour, bueno, bueno, bueno.


 Podéis ver opciones de Glamping en España en este reportaje, que habrá más, pero aquí puedes.



Y luego está ridiculizar el asunto, como aquí, pero bueno, eso ya es otra cosa, como los mosquitos, el polvo, los ruidos y demás asuntos que vienen incluidos.

 
Y si no, mirad las fotos, poco más tengo que decir.

Aquí más repor sobre Glamping:
Yo de mayor quiero esto aquí mismo en España.

Y esta es la página oficial del Glampinismo, super americano, of course. Un mapa donde puedes buscar glampings por todo el mundo, incluida España y olé.

2 comentarios:

Carlos MxAx dijo...

JEJEJEJE
con respeto, pero lo encuentro una tontera

saludos!!!

iza dijo...

Muy bien el concepto. Pero una cosa ti vi a disi: irse de glamping me suena como irse de vareta, con todo su glamour y su cosa.